Psicología de los perfumes



Púsose entonces a estudiar los perfumes y los secretos de su fabricación, destilando óleos fuertemente perfumados o quemando gomas olorosas traídas de Oriente. Comprendió que no había ningún estado de ánimo que no tuviera su contrapartida en la vida sensorial, y se dedicó a descubrir sus verdaderas relaciones, queriendo averiguar por qué el incienso estaba hecho para los místicos y el ámbar gris para los trastornados por las pasiones, el violeta resucita el recuerdo de los amores fenecidos, el almizcle perturba la mente y el champaña colorea la imaginación, e intentó con frecuencia elaborar una verdadera psicología de los perfumes, calculando las distintas influencias de las raíces dulce-olorosas y de las flores cargadas de polen perfumado, o de los bálsamos aromáticos, de las maderas oscuras y fragantes, del nardo indio, que hace enfermar; del hovenia, que enloquece a los hombres, y del áloe, del que se dice que expulsa la melancolía del alma.
- El retrato de Dorian Gray, Oscar Wilde -


✿✿✿
Publicar un comentario