Dentífrico, desodorante, exfoliante...


Cuidarse de forma natural para obtener todos los beneficios necesarios para preservar no sólo la belleza del cuerpo sino asimismo la salud y por ende la misma vida natural, en armonía con la Madre Naturaleza, es un camino maravilloso que nutre cuerpo, mente y Espíritu, y no es frase hecha ni un decir por decir, pues elaborar nosotros mismos nuestros preparados es un chute de amor, vida y libertad para el Ser... vamos así lo vivo yo cada vez que se termina un preparado y elaboro otra tanda, porque esto es un tema que con los años y años aún he ido adaptándome más al proceder de la Madre Tierra, me explico: antes elaboraba en modo previsor, materialista, de tener por si acaso... fruto del miedo a la carencia, a lo inesperado.. pero con el tiempo es la mayor lección que la Naturaleza me ha brindado: minimalismo existencial, la nada es el todo como la vida misma, la libertad del Ser, reducir antes que reciclar, y elaborar para directamente reutilizar... menos es más siempre...!!!
Hoy terminé el dentífrico, desodorante, exfoliante... un preparado tan simple que se utiliza para infinidad de cosas, y que si además se termina y fuera imposible elaborarlo, ningún problema, usamos simplemente bicarbonato con el mismo fin: como desodorante, como dentífrico, como exfoliante... pero para un cuidado menos de batalla y más mimoso con nuestro cuerpo, esta pomada natural es una maravilla!!!




Se necesitan tan sólo 3 ingredientes, que además una vez los adquieres te sirven para infinidad de cosas, y no sólo eso, duran muchísimo....!!! Estos son:
- Bicarbonato: desde gárgaras para la garganta, hasta para la colada...!!!,  el bicarbonato es un multiusos magnífico.
- Aceite de coco: otra maravilla que además de comestible y de aroma natural a coco delicioso, es el mayor aliado de belleza tan simple, tan sencillo y tan natural pero con resultados de la más alta gama de cosmética de lujo...! Y apto para bebés...! Un imprescindible para la piel, el cabello...  Para los dientes además tiene acción blanqueante y antiséptica natural.
- Y aceite esencial de árbol del te: antiséptico, antifúngico y antibacteriano. Como los anteriores su uso es medicinal, cosmético y doméstico. Y siempre tan sólo se requieren unas gotitas....!



Ponemos dos cucharaditas de aceite de coco en un frasco.... Lo insólito es que esté sólido hoy un 13 de agosto... pero es el mes de agosto, que tras una fuerte ola de calor (días en que estaba líquido el aceite de coco),  más fresco que recuerde... Y hago un inciso para decir que el clima nos manda avisos cada vez más llamativos, la Naturaleza nos habla a diario, pero en este caso sinceramente creo que nos grita... que,  más que nunca,  a cambiar muchos hábitos consumistas y muy nocivos para la Tierra y todos los que la habiten,  y a regresar más convincentemente a su proceder natural... menos es más, y esto no sólo nos enriquece a todos los niveles ahorrando muchísimo, cuidándonos saludablemente, y viviendo en armónica belleza como la misma Naturaleza, pues a más uso de aromaterapia y aceites más salud y por ende más belleza natural... como un verdadero arte del vivir y de cuidar así a nuestra Madre Tierra...



Y tres cucharaditas de bicarbonato, luego removemos bien la pasta hasta que quede textura de pomada. Si estamos en clima muy cálido y el aceite de coco fuera líquido, para elaborar primero guardamos un tiempo el aceite de coco en la nevera para poder hacer fácilmente esta pomada multiusos.



Una vez bien mezclado el aceite de coco con el bicarbonato, añadimos 8 gotitas de aceite esencial de árbol del te, y de nuevo removemos bien. Usar árbol del te hace que un mismo preparado sirva para muchas cosas a diferencia de usar otro tipo de aceite esencial, me explico, como por ejemplo usar otro aceite esencial para desodorante en pro de un aroma más personalizado... simplificando y minimizando así en un sólo producto para infinidad de usos.... Si es cierto que el árbol del te tiene un aroma peculiar, pero es un aroma natural, limpio, verde y al usarlo su aroma te hace sentir saludable, sin gérmenes, como si pudieras hacer frente a cualquier invasión de bacterias. Todo ello gracias a la acción más poderosa de la aromaterapia y de sus maravillosas herramientas que son los aceites esenciales, y que es la acción antiséptica, por ende la acción más notable y natural del desarrollo sostenible de la madre Naturaleza (contra las bacterias, virus, hongos y parásitos...).



Y listo nuestro dentífrico, desodorante, exfoliante... así como pomada para desinfectar la piel con heridas leves, como tratamiento del cuero cabelludo con caspa o psoriasis, o para los pies.... Se necesita tan sólo una pulga de esta pomada tanto como desodorante, como para dentífrico como para exfoliante (facial o corporal). Es fantástica como exfoliante facial para pieles acnéicas.
En el caso del tratamiento capilar una pizca también, masajear el cuero cabelludo seco con mimo con las yemas de los dedos, dejar actuar 10 minutos y luego lavar el cabello.
Y como no, todas tus pociones y elaboraciones naturales, se pueden guardar en frascos de cristal o en botellas recicladas y añadir luego bonitas etiquetas hechas por ti mismo, para dar a tu baño y hogar un toque único.
Antes de que te des cuenta, tu familia, tú y tu casa olerán a Madre Tierra!!!

Anna Vijo
Para aprender más:  http://escuela-endae.blogspot.com.es/



.
Publicar un comentario