10 Tips de pura re-conexión instantánea en un sólo frasco



1. En un solo frasquito de aceite esencial tienes el universo entero, la técnica holísitica más pura y clara, la conexión innegable entre tu presente real, tu mente, tu cuerpo,  tus emociones y tu espíritu, No hay nada más sencillo, puro y a la vez inmensamente poderoso... porqué? porque en un frasquito de aceite esencial tienes un jardín para ti solo!!! Por ejemplo para obtener 1kg de aceite esencial: de rosa, se necesitan destilar 4000kg de pétalos, aproximadamente 1 hectárea de rosales… !!!

2. Desde los inicios de la humanidad, las civilizaciones ancestrales han otorgado al romero al mundo de los dioses, ensalzando así todos sus beneficios curativos y su carácter notablemente solar. Simbolo de alegría, eterna juventud y felicidad. Destaca como una de sus principales propiedades el gran efecto estimulante que posee: ayuda a la mente. Unas gotitas de aceite esencial de romero en las sienes, muñecas o un pañuelo, ayudan a concentrarse. Te aportará una energía natural como una taza de café rápida!!!

3. Un frasco de lavanda a mano, es un poderoso remedio de rescate ante cualquier momento que necesitemos de un salvavidas para seguir fluyendo con el día a día y sus devenires. Con sólo oler el aceite esencial de lavanda nos nutrimos de su poderosa capacidad de llevarse malestares y pesos adicionales que inconscientemente terminaríamos cargando como propios, porque la magia de la lavanda (del latín lavare) no es sólo limpieza para la sanación física, sino también para nuestra mente y alma.

4. Anti shock: bajo la influencia de fuertes noticias o situaciones impactantes, la menta ayuda a recuperar el espíritu,  respirar del frasco mismo o de un pañuelo con unas gotas de aceite esencial de menta. En situaciones de bloqueos serios, y sentimientos de dificultad para “respirar el futuro”, con claro agotamiento. Libera el aturdimiento de ideas, y/o la mente confusa. Su acción potente ayudará rápidamente a ver el futuro más claro.

5. Frotamos una gotita  de aceite esencial de cedro en las sienes e inspiramos directa y profundamente para una mayor claridad mental.  Para tener un reparador y buen descanso nocturno aplicar una gota de aceite de cedro en la nuca y en las sienes e inhalar profundamente el aroma antes de dormir.

6. La manzanilla es bien reconocida por su capacidad para ayudar a conciliar el sueño. Imagínate lo que el aceite esencial de manzanilla tan concentrado puede hacer. Tiene maravillosas propiedades calmantes y relajantes y puede ayudar a reducir la ansiedad, disipar la ira y liberar viejas emociones. Se puede difundir o frotar dos gotas en las sienes o en la parte posterior del cuello, ya sea antes de acostarse o cuando debemos enfrontarnos a una situación difícil

7. El poder de los aceites esenciales cítricos: investigadores de la Universidad de Mei de Japón encontraron que los pacientes que habían sido tratados con el aroma del perfume del aceite esencial de naranja redujeron considerablemente la cantidad de toma habitual de antidepresivos. El aceite de naranja también restauró sus sistemas endocrinos e inmunes a niveles normales.

8. El aceite esencial de Ylang ylang puede ser estimulante o calmante y se considera que tiene propiedades afrodisíacas Es especialmente útil para lidiar con la ira y el estrés. La inhalación de su aroma puede estimular la circulación sanguínea y reducir la presión arterial. Puede aplicarse tópicamente (en los pies, el cuello, las muñecas y la espalda) o en difusión atmosférica.

9. Los aceites esenciales que más pueden ayudaros a revivir nuestros bajos niveles de energía son: el romero, la menta, el eucalipto, la canela, el limón, la naranja, la albahaca, el jengibre. Podemos combinar la aromaterapia con la acupresión en los puntos de la mano que activan la energía, masajeando mientras presionas durante 15-30 segundos.

10. Una molécula de alfa-pineno es una molécula de alfa-pineno que sale del pino y dicha molécula no sabe si sale y emana su aroma en directo del mismo pino como de un frasco de aceite esencial de pino... Así que si cerramos los ojos y olemos un frasco de aceite esencial de pino ¿quién puede decir que no estamos oliendo un pino…?!..

Anna Vijo
Para aprender más: http://escuela-endae.blogspot.com.es/


.

Publicar un comentario