Jarabe de ajo



Sin duda la mejor prevención viene por una buena alimentación, sólo se debe suplementar si uno no se alimenta bien…, pero no es muy lógico no esforzarse a alimentarse bien y sí esforzarse a tomar suplementos varios...

La naturaleza es sabia y en invierno nos regala grandes cantidades de frutos cítricos y no por casualidad!! Basta con incluir a diario el consumo de fruta de la temporada esto es ya un gran preventivo, por la presencia e ingesta de vitamina natural y fresca de vitamina C
Otros sanos y sencillos alimentos “preventivos” son la miel, cebollas, ajos... 

Y del mismo modo, evitaremos  hincharnos a antibióticos y medicamentos, recurriendo de nuevo a los mismos alimentos: ajo, miel y limón!!

Este jarabe es especialmente increíble para tratar: gripe, resfriados, toses persistentes, bronquitis, mucosidad, congestión pulmonar, etc.

Si hubiera fiebre alta o escalofríos: eliminar del preparado el jengibre y la cayena. 

Se toma una cucharadita cada dos horas. La curación es efectiva y sin recaídas.

Mezclar bien en batidora o licuadora:

Jarabe de ajo:

Media taza de zumo de limón recién exprimido
Media taza de agua
Media taza de miel
5 dientes de ajo picados o prensados
1 cucharadita jengibre fresco rallado o sino 1/4 cucharadita de jengibre en polvo
1 pizca de cayena en polvo
Guardar el jarabe de ajo en la nevera. 
Publicar un comentario